Japón no es solo lo que viste en Doraemon!

Si durante tu infancia (o puede que incluso ahora) fuiste un fiel seguidor de estos dibujos, al llegar a Japón y empezar a descubrirlo te vendrán a la mente muchas, muchísimas semejanzas que harán que sueltes una sonrisa de vez en cuando recordándolo.
A mi me pasó creo que durante la primera semana hasta que empecé a centrarme y a vivirlo mas personalmente. No sé si llevo el tiempo suficiente pero después de un mes y medio en el país Nipón puedo decir que estoy cautivada, alucinada y sobretodo encantada con él.
Me cautivan sus paisajes, sus templos tan tradicionales, auténticos y bonitos, su manera de vivir en la era moderna pero conservando todas sus costumbres antiguas.
Me encanta y a la vez me intimida lo educados que son en la cultura japonesa. Un simple gracias no siempre sirve, siempre una sonrisa seguido de una “arigató gosaimazu” acompañado de una reverencia. Educación también y respeto por sus calles y parques y playas manteniéndolos siempre limpio.
Me alucina su variedad de alimentos, el fantástico sabor de la fruta. Pasar horas en un supermercado, inspeccionar los productos, intentar adivinar de que se trata, decidirte por algunos y luego acertar puede ser toda un aventura. Sin hablar del sushi que por supuesto en Japón es increíble.
Realmente pienso que es un país y una cultura que merece la pena conocer y vivir. Si se puede optar por estancias largas mucho mejor. Para mi es mejor manera de entender y aprender sobre la zona.
No pretendo idealizar Japón, cada uno tiene su experiencia. También hay algunas cosas que no me gustan o me molestas, como los mosquitos por ejemplo! 🙂

Hablando de estancias largas, podría hablar de Shimoda.
Shimoda es una ciudad costera en la península de Izu. Entre Tokyo y Kyoto en la que pasamos algo más de un mes. Nunca antes había oído hablar de esta zona pero llegamos aquí gracias a la oportunidad de hacer un workaway y no podía encantarme más. Recuerdo el trayecto en tren para llegar, estaba un poco nerviosa y no sé por que al ver el mar aumentó mi emoción.
Lo primero que deberías hacer al llegar, después de instalarte, es hacerte con una bici. Las llamadas “mama-Chari” son las más habituales, vintage y pintorescas parecen sacadas de otra época. Me encanta pasearme con mi mama-chari. Algunas cuestas son más difíciles que otras pero siempre es una satisfacción cuando llega la bajada!!
La zona de Kisami a unos 4km del centro fue nuestro campo base. Desde aquí se puede ir a casi cualquier lado andando o en bici, supermercados, playas, restaurantes incluso hay algún pequeño treking que lleva a unas vistas preciosas.
Aún no siendo muy conocido, Shimoda tiene mucha variedad de turistas en verano, me he encontrado con muchas nacionalidades aquí, muy buen ambiente y sobre todo los locales son muy agradables y amables.. Lo mejor que hacer para mi es coger la bici y explorar la zona, cuanto más lejos llegues más te va a sorprender , una variedad de playas increíbles, caminos especiales… hay donde elegir. La playa de Ohama es bastante grande y muy bonita. Muchos días es bastante probable que no puedas nadar tranquilamente por las olas que hay pero es muy buen sitio para pasar un buen rato practicando surf, body board o simplemente body surf. Si prefieres aguas tranquilas una buena opción es la playa de Nabeta, siempre está en calma y allí está el único sitio donde encontrar toda clase de tabaco de liar y papel para los fumadores. Cuando te canses se puede recorrer el camino que va por la costa hasta Shimoda. Es un buen lugar para recorrer, tiene unas vistas muy bonitas.


Por este camino se llega al puerto de Shimoda, calles con casas y restaurantes muy auténticos (algunos difíciles de reconocer), la bonita Perry Road, el parque de la ciudad donde se puede conseguir unas buenas vistas de Shimoda y variedad de tiendas y supermercados para pasar el día.
Cuando te canses de explorar puedes decidirte por uno de los muchos restaurantes que tiene Shimoda, comida japonesa, india… incluso un restaurante español “Minorikawa” cerca de la estación de tren. Un restaurante especial es el “Re-mix” en la carretera que va de Kisami a Shimoda. El dueño a parte de ser muy simpático, hace una comida riquísima y abundante, además de ser un local con una decoración y música estupenda. Por supuesto otro de los sitios donde reponer energías es el café del Retreat Wabi-Sabi donde podrás probar la especialidad de la casa, un sandwich de tofu bastante especial. El sitio tiene mucho encanto, buena música y zona para relajarse.
Otra de las muchas cosas buenas de la península de Izu es que se puede comprar un pase de tren para un día y moverse por toda la península que sin duda vale la pena conocer por sus paisajes, en Kawasu hay una zona con 7 cascadas impresionantes y un Onsen allé mismo. También podemos encontrar gran variedad de festivales. El festival de “Tokaido” (tambores japoneses) es bastante impresionante.


Desde aquí también es un buen sitio para hacer una visita al Monte Fuji. Con sus 3776 metros es el pico más alto de Japón. Desde Shimoda hay que coger unos cuantos trenes hasta Fijunomiya y des de allí un autobús que lleva hasta la 5a estación donde empieza uno de los trekings. Lo que normalmente hacen los locales es subir el Monte durante la noche y llegar a la cima para ver el amanecer. Eso hicimos nosotros. Si bien muchos de ellos duermen unas horas en los hostales que hay por el camino, también se puede (como hicimos nosotros) subir de un tirón. Solo hay que calcular bien las horas de subida para no llegar muy temprano a la cima, a 3776m hace bastante frío. La experiencia de subir el Monte Fuji es muy buena. El camino es de roca volcánica, las paradas en los hostales aunque sea para descansar a fuera durante un rato te permite conocer a los demás montañeros y compartir provisiones. Pero sin duda lo más impresionante es la salida del sol en la cima y por supuesto las vistas. La bajada es bastante más difícil, muy resbaladiza y por la mañana temprano ya hace bastante calor si hace sol. No olvides llevar mucha agua! Sin duda algo que recomiendo especialmente si visitas Japón.
En definitiva, Camina, coge tu bici seguro que encontraras un lugar especial y disfruta explorando este maravilloso lugar!!

  • Add to Phrasebook
    • No word lists for Spanish -> English…
    • Create a new word list…
  • Copy

Published on: July 5, 2019  -  Filed under: Other voices